Noticias de navajas y cuchillos

¿Cómo utilizar el cuchillo como un chef experimentado?

Cómo utilizar el cuchillo

Seguro que cuando ves en la televisión los programas de cocina que actualmente están de moda, te has preguntado cómo demonios hacen los chefs para manejar los cuchillos con esa soltura insultante. Pero lo cierto es que aprender a utilizar el cuchillo de forma profesional, como casi todo, depende de dos condiciones. La primera es conocer la técnica, y la segunda es práctica y trabajo entre los fogones.

Hace algunos días os hablamos de cómo cuidar vuestros cuchillos de cocina artesanales. Cuchillos de cocina de calidad, como los que puedes encontrar en nuestra tienda, que con el cuidado correcto pueden durar toda una vida. También os hemos hablado de lo importante del afilado y qué ángulos de afilado debemos darle a las hojas, dependiendo de su uso. Sin embargo, podemos tener las mejores herramientas en la cocina, pero no servirán de nada si no sabemos cómo utilizarlas.

En este artículo te daremos algunos consejos para aprender a utilizar el cuchillo como un profesional. ¡Tomad nota!

Antes de utilizar el cuchillo como un chef

Antes de utilizar el cuchillo como un chef

Antes de imitar a los profesionales y cortarnos por no hacer las cosas bien, vamos a prepararnos. Lo primero de todo es tener un buen cuchillo con el mejor corte y equilibrio posible. En nuestra tienda podrás encontrar varios modelos de cuchillos artesanales de la mayor calidad. Nuestro cuchillo de cocinero es una herramienta multiusos genial para utilizar entre los fogones.

El segundo elemento que debemos tener en cuenta, si ya disponemos de un buen cuchillo, es de que este tenga un filo correcto. Mantén siempre los cuchillos bien afilados, para garantizar su manejo eficiente y mejorar la seguridad. Un cuchillo mal afilado provoca movimientos bruscos en la cocina, y debemos evitarlos en todo momento. Por último, antes de utilizar el cuchillo con las técnicas profesionales, intenta que la superficie de corte sea buena. Nada de cortar sobre tablas de piedra o mármol, entre otros. Lo mejor son las tablas de madera clásicas o las tablas de plástico.

Consejos para utilizar el cuchillo como un maestro

Como hemos dicho, utilizar el cuchillo como un profesional no sólo depende de la técnica. Por tanto, una vez conocidos estos consejos, no intentes cortar la cebolla en dos segundos como hacen los profesionales. Primero se empieza de forma más lenta, y con la práctica se irá ganando velocidad.

– El primer consejo es agarrar bien el mango. No uses tu dedo índice para ponerlo sobre la hoja, ya que estos desequilibra el cuchillo, aunque te parezca que ejercemos más presión. Todos los dedos agarrando el mango del cuchillo. En algunas ocasiones el nudillo del dedo índice puede colocarse sobre la hoja.

– El tipo de corte: modo serrucho y corte normal. Son los dos tipos de corte más habituales en una cocina. El modo serrucho, en el que deslizar el cuchillo hacia delante y hacia atrás, es común para cortar pan, por ejemplo; un pastel, un rollo de carne, etc. El corte normal, para la mayoría de ingredientes, requiere de posar la punta del cuchillo sobre la tabla y cortar levantando y bajando la hoja. Una especie de guillotina.

– El cuchillo, en la mayoría de los casos, no permanece inmóvil. Debemos acompañar el movimiento hacia abajo, con un ligero corte hacia delante. De tal forma que el cuchillo baja y se desliza hacia delante, recuperando luego su posición inicial y repitiendo la acción hasta cortar todo el alimento.

– Los dedos bien escondidos. El fin de utilizar el cuchillo como un profesional es realizar los cortes de forma correcta sin llevarnos un dedo por delante. Los de la mano del cuchillo están protegidos si los tenemos bien colocados. Pero una de las manos estará siempre agarrando el alimento a cortar. Para evitar cortes, debemos agarrar firmemente el objeto a cortar y esconder las puntas de los dedos detrás de los nudillos. Esta posición, en forma de garra, evitará que podamos llevarnos un dedo cuando bajamos el cuchillo para cortar el alimento. También nos permitirá medir bien el tamaño del corte.

– El cuchillo siempre en la mano dominante, ya que con ella tenemos más fuerza y generalmente mucha más precisión.

Adapta el alimento: en muchas ocasiones no nos encontraremos con alimentos perfectos para cortar. Lo que tenemos que hacer es adaptarlos, para evitar situaciones peligrosas. Cortarlos para que apoyen bien en la tabla, por ejemplo. Una hoja grande de repollo puedes doblarla y hacer un rollo para cortarla en tiras. Un pimiento puedes aplastarlo en una tabla para que sea lo más plano posible y esté pegado a la superficie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *